Cuando era pequeña me resultaba muy curioso que mi abuela apuntase sus tareas en papelitos que iba dejando por casa; es bueno hablar con tu memoria, solía decir.

Con el paso del tiempo descubrí que era una costumbre que mi madre también había cogido…y ahora, un poquito ya pasados mis cuarenta años me sorprendo cuando soy yo la que va dejando notas a mi memoria.

Estoy casi segura de que me acordaría de muchas de ellas sin necesidad de apuntarlo, aunque también es posible que se me olviden las más importantes, y ya sería mala suerte, así que desde hace un tiempo yo también voy dejando mis papelitos por cada rincón de la casa y la oficina…

CBD para tu memoria.
Cuida tu memoria
Hablar a tu memoria

¿Qué le pasa a nuestra memoria cuando vamos cumpliendo años?

Muy simple: Se va cansando de trabajar.. Es algo normal pero no por ello vamos a dejarlo correr sin hacer nada por evitarlo.

UNA BUENÍSIMA OPCIÓN PARA HABLAR CON TU MEMORIA son las sopas de letras y crucigramas, el cálculo mental y recitar poemas:

Venga, vamos a intentarlo: “con cien cañones por banda, viento en popa a toda vela…”

Desde el interior podemos echarle un cable a nuestra memoria consumiendo pescado, nueces y frutas silvestres, productos ricos en CBD, huevos y carnes ricos en vitamina B12.

Recuerda que una alimentación sana y adecuada a tus necesidades es la mejor manera de mantener en forma todo tu organismo..

Porque una memoria cuidada facilita nuestro día a día y nos permite disfrutar más tiempo de nuestros recuerdos,de contenidos de lectura y de cine, al igual que canciones, al tener mayor capacidad memorística.

Súmale la posibilidad de recordar un pasado que te emocione, aquel viaje con los peques o tu infancia en el pueblo de los abuelos.

Si tú también quieres hablar con tu memoria para que funcione con alegría y que tus días sean de calidad es el momento de cambiar hábitos y de empezar a aprovechar los beneficios de ciertos productos.

No lo dejes para después, porque cuánto antes empieces antes vas a saborear los resultados. Descubre una nueva manera de hacer las cosas bien.

Más fruta, más vitaminas, suplementos ricos en CBD, infusiones, frutos secos…haz la prueba por un tiempo.

Prueba durante un mes: cuídate, aliméntate bien, realiza ejercicios mentales y duerme a pierna suelta tras tomarte tu infusión con CBD, el resultado va a ser genial.

Si te animas a dar este paso vas a lograr algo grandioso, ¿ya tienes suficientes razones para ponerte a ello?

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad